dissabte, 12 de novembre de 2011

Un acompañamiento distinto: cubitos de berenjena

No sé vosotros, pero a mi me cansa hacer todo siempre igual, y llega un momento en que los acompañamientos para la comida (carnes, pescado etc) se hacen repetitivos.

Pues hoy pensé cambiar un poco, además tenia una berenjena hacía ya algunos días en casa y queria aprovecharla antes que se pasase. Empecé con una porque tampoco sabia muy bien donde iba a llegar. A veces pienso sobre la marcha y prefiero hacerlo en pequeñas cantidades.

Ingredientes:

- 1 berenjena por comensal, aproximadamente (depende un poco del tamaño de la berenjena y de qué más se vaya a comer; yo mantendria esa proporción)
- 1 cuchara de azucar
- 1 cucharita de sal
-  flor de sal
- aceite para freír

¿Cómo se hace?

Lo primero es tener en cuenta que la berenjena queda mucho mejor si antes quitamos su amargor característico. Eso se hace de la siguiente manera:
a) cortar la berenjena por la mitad en el sentido largo (es decir del tallo hasta la base redonda)
b) hacer pequeñas ranuras con un cuchillo afilado, a lo largo de la pulpa de la berenjena
c) esparcir la berenjena con sal y dejarla boca abajo sobre una rejilla, con un plato debajo porque goteará. Dejarla así por lo menos unos 15 min.
d) Secar la berenjena con un papel absorvente... y lista, ya se puede utilizar.

Quitar la piel y cortar la berenjena en cubitos.
Esparcir una cuchara de azucar sobre la berenjena cortada. Parece un poco raro pero cuando se fría, le dará un ligerisimo toque caramelizado, muy poquito, pero interesante. Aderezar también con una cucharita de sal para que no quede demasiado dulce.
Pasar la berenjena por harina, ligeramente, eso le dará una textura crujiente.
Freír en aceite MUY caliente hasta que estén doraditas-morenitas y flotando. Escurrir sobre papel absorvente. Echar unos cristalitos de flor de sal, o de sal rosa de himalaia.

Yo las he hecho para acompañar un pescado y quedaron muy buenas. Siento no tener fotos esa vez, pero ni sabia como iban a salir así que no las registré.
Una posible variante, pero entonces yo haría SIN el azucar para no ser cargante, seria con calabacín. La calabaza es una posible candidata pero aún no tengo controlados los tiempos de freir y cocer. Queda para una siguiente receta.
Os la recomiendo!

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada