dissabte, 11 de maig de 2013

El pan 'overnight'

La verdad es que no sabía muy bien como llamar este pan, dado que no es tan facil ni tan evidente como la receta que leí sugiere. Lo que sí es verdad es que hace falta empezar el dia antes, así que si no disponéis de este tiempo, mejor optar por alguna de las recetas que consumen menos tiempo, que tengo otras.

Cuando lo metí en el horno pensé que menos mal que tenia pan de recambio que habia hecho ayer porque no pintaba que fuese a quedar muy bien. Cuando a los 20 minutos fui a destaparlo para los siguientes 20, tuve que admitir que su aspecto era ESTUPENDO. No hay que perder la fe! Os voy diciendo porque igual vais a pensar lo mismo que yo.... eso no va a funcionar ni a la de tres. Y sí que funciona!! pero yo voy a sugerir algun truquillo para que no os pase lo que a mí, ya os contaré.

Recordad que necesitáis empezar por lo menos unas 12-13 horas antes y luego añadir unos 40 o 50 minutos más de horneado.

Ingredientes:
- 3 tazas de harina de fuerza (parecerá una tontería pero el pan siempre queda mejor con ésta; se puede usar la otra, claro está pero entonces no puedo asegurar el resultado porque solo probé con la de fuerza)
- 1/4 de cucharadita de levadura de pan instantanea tipo Maizena. La receta ponía esa, y aunque tengo de las dos y generalmente uso la levadura en tableta, fresca, decidí no innovar pero debería funcionar igual
- 1 cucharadita de sal
- 1 y 1/2 taza de agua tébia

También vais a necesitar una olla o cazo altito que se pueda tapar, y que ambos, olla y tapa, aguanten estar sin problemas en el horno a 230 grados.

¿Cómo se hace?

1. Mezclar todos los ingredientes en un bol grande (yo puse en este orden: harina, levadura, sal y agua). Mezclar todo con una espátula, queda un poco "plastoso" pero no importa. Tapad con film plástico y la dejaréis reposar durante 12-20h. Yo dejé las 12 justitas. Prefiero dejarla en el horno cerrado y apagado, para evitar corrientes de aire y cambios bruscos de temperatura, pero para cualquier caso la encimera también vale.

2. Después de estas horas, la masa habrá crecido y burbujeado. Con una espátula, depositar esta masa sobre una superficie MUY enharinada, caso contrario se va a pegar. Doblar algunas veces la parte externa hacia el interior, como formando una especie de "bola". Veréis que no se aguanta mucho, aún está bastante "plastoso". Es normal. Si queréis manipularla con las manos ok, pero con las manos úmedas, sino se os va a pegar y hacer todo más dificil.

3. Preparar un trozo generoso de papel vegetal y depositar la masa en él. Así podeis coger las puntas del papel vegetal y 'levantar' la masa para transportarla hacia otro bol donde descansará por un espacio entre 1 y 2h más (yo dejé una horita). ---- Aí la primera cosa... cuando la fui a quitar de ahi, se quedó BASTANTE pegada en el papel vegetal y me dio un considerable trabajo. No sé si espolvorear el papel vegetal con un poquito de harina la siguiente vez. De todos modos ese fue el menor de mis problemas.

4. Cuando falte media hora para acabar el "descanso", encender el horno a 230 grados y poner ahi dentro el recipiente en el que vais a hornear el pan  (estará vacío aún, claro)

5. Cuando haya transcurrido la media hora, sacad este recipiente del horno y, con la ayuda del papel vegetal, volcar vuestra masa dentro del recipiente. Vigilad de no tocar el recipiente con la mano desprotegida, estará muy caliente. Os cuento que usé una olla de las antiguas que tengo, que eran recubiertas como de cerámica. La tapa la tuve que improvisar con un molde de pastel, porque no estaba segura que la tapa de mi olla aguantase bien los 230ºC. No importa mucho como caiga la masa ahi dentro, en serio. Con cuidado para no quemaros, mover un poco el recipiente para que se distribuya de manera más o menos homogénea, y ya está. Leed al final por favor mis observaciones sobre este punto, para que no os pase lo que a mi.

6. Hornear unos 20 minutos a 230ºC con el recipiente tapado, y luego otros 20 minutos adicionales con el recipiente destapado. Cuando esté hecho, al dar golpecitos en la superficie del pan debería hacer un sonido como de "hueco". Si aún no hace, dejadle un poco más, ya que cada horno tiene su tiempo.

7. Desmoldar y enfriar sobre una rejilla.

Bien. Creo que mis problemas estuvieron en el punto 3 y luego en el desmoldado. El pan os tengo que decir que quedó MARAVILLOSO, crujiente por fuera, aerado y tierno por dentro, pero he tenido mucho trabajo intentando sacarle de la olla que usé para cocerlo. Llegué a pensar que no era posible, pero no iba a dejar que el pan me ganase la batalla!

Es una receta MUY recomendable aunque consume tiempo;  pero bueno, para la siguiente vez probaré lo siguiente:

- en relación al punto 3, espolvorear un poco de harina en el papel vegetal; es posible que no se pegue tanto tanto a la hora de volcarla en el recipiente donde se va a hornear

- en relación al desmoldado: qué pasó? que se me quedó pegado en los lados y una parte del fondo de la olla que usé para hornearlo. Despegar los lados fue facil, con un cuchillo de punta redonda pero y el fondo? fue un trabajo de locos despegar sin que el pan se destruyera y aunque me esforcé, una parte del "suelo" del pan se acabó rompiendo, lo que fue una pena. Podría ser porque la olla que usé no fuese la mejor opción para este fin. Quizás un recipiente antiadherente fuese la mejor opción, aunque también os digo que utilizar un papel vegetal dentro de la olla me hubiese resuelto el problema. Es probablemente lo que haga  la siguiente vez. No lo hagáis sin el papel!! en serio, sino os va a pasar lo que a mi y es una pena porque cualquier esfuerzo excesivo os romperá un pan que es bello y delicioso.

Mirad como quedó!


Un pelín laboriosa pero el resultado vale la pena, os aseguro.
Salut!

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada